LANÚS: PAREJA DE CHINOS FUE DETENIDA POR TENER EMPLEADOS REDUCIDOS A LA SERVIDUMBRE

Una pareja de nacionalidad china fue detenida luego de un allanamiento que determinó que sus empleados estaban “reducidos a la servidumbre” en su empresa recicladora de plásticos en la localidad bonaerense de Lanús. Allí también hallaron objetos con simbología nazi.

La pareja fue imputada por el delito de trata de personas con fines de explotación laboral de al menos 12 personas, que se encontraban viviendo en el lugar. Entre las víctimas se encontraba un menor de edad en condiciones de “extrema precariedad”.

Así lo determinó la Policía Ecológica y las direcciones de Control Comunal, Ambiental, Asistencia Crítica y Atención a la Víctima del municipio de Lanús durante un allanamiento en Geoland S.A., ex Plasnavi, una fábrica recicladora de plásticos ubicada en Héroes de Malvinas 2071 y dirigida por la pareja.

El operativo comenzó con una denuncia por actividades que ponían en peligro el medio ambiente. Sin embargo, se terminó por evidenciar una red de trata de personas que eran trasladadas en avión desde Santiago del Estero a Buenos Aires, precisó el parte policial.

Según informaron las autoridades locales, la fábrica se encontraba clausurada desde hacía más de un año por no contar con la habilitación correspondiente.

Si bien al momento de ser entrevistados los empleados declararon “estar por su propia voluntad”, ninguno de ellos contaban con “ningún tipo de cobertura médica, obra social, ni aportes”, indicaron.

Los sueldos percibidos rondaban entre los 60 y 110 mil pesos (este último valor correspondiente al “encargado” del lugar) y la jornada laboral era de 9 horas diarias en las que las condiciones de trabajo no garantizaban “ningún tipo de seguridad”, según lo manifestado.

Durante la requisa, en la oficina del hombre, los inspectores descubrieron una escalera hacia un piso inferior donde se encontraron con cuatro personas más en un espacio cerrado con rejas.

Estas personas declararon haber sido ellos mismos los que “decidieron esconderse” pero, al solicitarles que abrieran, debieron pedirle a uno de los encargados que “acercara la llave del piso de arriba”.

Por su parte, la Policía Ecológica labró un acta de inspección por la infracción a la Ley 11.720 (residuos especiales) y por la falta de trámites habilitatorios, detallaron.

Asimismo, en un espacio que funcionaba como recepción para clientes, había varios altares y, en uno de ellos, fue hallado “una especie de estuche de bronce con simbología nazi”.

La orden de allanamiento fue librada por ante el Juzgado de Garantías N° 4, con intervención de la Unidad Funcional de Instrucción y Juicio N° 6 de Lanús a cargo del fiscal Martín Rodríguez del Departamento Judicial Avellaneda-Lanús.

Compartí esta noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.